Años atrás empezó a estudiar estética con la intención de convertirse en la mejor masajista del mundo. Hoy su método su pone en práctica en 30 países. Ella es Renata França, la masajista brasileña que mejoró el estilo de vida de muchas personas.
Fotografía: Gentileza
Princesiha do Sul, así llaman a Ilhéus, la ciudad de Bahía donde nació Renata França. Los recuerdos de su infancia tienen el rostro de esta geografía brasileña, tierra del chocolate y fuente de inspiración para las historias del escritor Jorge Amado. Fue en este rincón del mundo donde empezó a explorar su talento con las manos.
“Todo empezó cuando mi madre abrió un salón de belleza para ayudar con los gastos de la casa. Mi hermana y yo, trabajábamos con ella. En ese entonces, mi mayor sueño era estudiar periodismo, pero mis planes cambiaron cuando una de las clientas quedó encantada con el toque de mis manos y me invitó a hacer una capacitación de masajes y a trabajar en un spa francés en Ilha de Comandatuba (Bahía)”, cuenta Renata.
Una vez decidida a ejercer la profesión, fue a San Pablo a estudiar estética, con la convicción de convertirse en la mejor masajista del mundo. En la práctica descubrió que las técnicas tradicionales de masaje tardaban mucho en mostrar resultados, por lo que creó su propio método: el Miracle Touch. “Tenía efectos inmediatos: reducía las medidas y la hinchazón, y mejoraba la textura de la piel”, menciona.
El método Renata França fue un éxito, tanto que se convirtió en la opción preferida de famosas actrices brasileñas, como Taís Araújo y Bruna Marquezine. “Para mí es un honor que elijan mis masajes, y eso es el fruto de mucho esfuerzo y dedicación. Sin embargo, lo más importante es ver cómo mi técnica transforma la vida de las mujeres, permitiendo que alcancen su independencia económica. Tenemos más de 6.000 pupilas habilitadas para poner en práctica el método, en 30 países del mundo. Y ese es mi mayor logro”, destaca.

Con el tiempo fue desarrollando otros tipos de masaje, y a la fecha, son cinco las opciones dentro del método: Drenaje linfático (combate la retención de líquidos, ameniza la celulitis y elimina toxinas), Masaje relajante (a través de técnicas milenarias, alivia dolores musculares, combate el estrés y la ansiedad, y mejora el sistema inmunológico), Masaje modelador reductor(reduce medidas y otorga firmeza al cuerpo), Miracle touch(mejora textura de la piel, deshincha y afina brazos, piernas y cintura) y Miracle face (acentúa las líneas del rostro y estimula la producción de colágeno). En Paraguay, los tratamientos del método Renata França se llevan a cabo en Younique, Estética profesional avanzada (Augusto Roa Bastos 441 esq. Agustín Barrios).
“La creación de mi método se basó, principalmente, en mis experiencias profesionales y en mis observaciones de anatomía y fisiología. Así fui desarrollando nuevos movimientos y técnicas exclusivas de bombeo, presión y ritmos para obtener los mejores resultados en el cuerpo de mis clientes”, concluye la experta.